Search by author, topic or keyword
SpanishInvestmentsFinancial education

La importancia del interés compuesto y los costos totales en las inversiones

  • El interés compuesto es aquel que se obtiene por la reinversión de las ganancias obtenidas previamente.
  • Los inversionistas no sólo deben buscar maximizar su retorno total (sujeto a un nivel de riesgo), sino que también deben minimizar sus costos totales. De este modo, estarán maximizando el retorno neto de sus inversiones, la variable que realmente debería preocupar a quien invierte.
  • Una diferencia en costos que puede parecer pequeña crea una brecha significativa en las ganancias acumuladas.
  • Debido a que el costo afecta la relación riesgo-retorno de los activos, puede ser que, para un mismo nivel de riesgo, fondos con un rendimiento esperado menor sean más convenientes que fondos con un rendimiento esperado mayor si es que los costos por invertir en el fondo con mayor rendimiento esperado son lo suficientemente altos.

Hace unas semanas conversaba con un cliente que se dedica a la agricultura. Él explicaba que no solamente le importaba tener cultivos con un alto retorno esperado (como las cerezas), sino que también le interesaba tener acceso a semillas, fertilizantes, y otros insumos a un bajo costo (obviamente, sin sacrificar la calidad del producto ofrecido). Más aún, con los años había aprendido la importancia de no abocar toda su producción a un solo producto, para no quedar expuesto a los cambios en un solo precio.

En la agricultura existen distintos tipos de cultivos, con distintos retornos esperados y costos totales asociado a su producción. El mundo de las inversiones no es tan distinto: existen distintos fondos con retornos esperados y costos totales que difieren entre sí.

Al planificar su año, el agricultor busca maximizar su retorno neto esperado, es decir, obtener la mayor diferencia entre sus ingresos esperados por ventas y los costos totales en que deberá incurrir para producir. Al invertir, ocurre algo parecido: el inversionista debe maximizar su retorno neto esperado (esto es, retorno esperado menos costos totales).

En este artículo explicamos como calcular el retorno neto de las inversiones y cómo los costos totales afectan las ganancias que efectivamente obtiene el inversor.

¿Qué es el interés compuesto?

Cuando colocamos nuestros ahorros en un vehículo de inversión, por ejemplo, un fondo mutuo, existe un retorno esperado asociado a este. La teoría financiera y la evidencia empírica muestran que los activos riesgosos tienen un retorno esperado superior a aquellos que no son tan riesgosos; de lo contrario, nadie invertiría en ellos.

Supongamos que, con el paso del tiempo, el fondo en el que hemos invertido se valoriza. Usualmente, las administradoras o instituciones que manejan nuestras inversiones no depositan en nuestras cuentas corrientes las ganancias que hemos obtenido por nuestra inversión: los valores (acciones, bonos u otros) se mantienen en cartera y no se liquidan, mientras que los dividendos accionarios se reinvierten. Entonces, si nuestra inversión tiene un retorno de 10% anual, con el paso del tiempo, ese 10% que se obtiene por año será cada vez más grande en términos absolutos, ya que se aplica sobre un monto de activos cada vez mayor. El proceso que acabamos de describir es lo que se conoce como interés compuesto.

El interés compuesto es aquel que se obtiene por la reinversión de las ganancias obtenidas previamente.

A modo de ejemplo, si se invierten USD 100.000 con un retorno esperado de 10% anual, no se obtendrían USD 10.000 en ganancias todos los años, sino que el primer año serían USD 10.000, el segundo año USD 11.000, el noveno USD 21.436 y el décimo USD 23.259.

Como se puede ver, el capital se compone con el paso del tiempo, ya que cada vez se reinvierte un monto mayor.

Impacto de los costos totales sobre el retorno neto

El objetivo real de un inversionista no es maximizar el retorno esperado de los instrumentos que decide comprar (a pesar de que esto sí es importante), sino que su retorno neto esperado, ajustado además por factores como su horizonte de inversión y tolerancia al riesgo. Para ahondar en este tema puedes leer el siguiente artículo (En tus inversiones, el costo total importa). En él, explicamos que los inversionistas no sólo deben buscar maximizar su retorno total (sujeto a un nivel de riesgo), sino que también deben minimizar sus costos totales. De este modo, estarán maximizando el retorno neto de sus inversiones, la variable que realmente debería preocupar a quien invierte.

Además, mientras que los costos son ciertos, los retornos son inciertos. Es decir, es un hecho que se pagarán costos por invertir, aunque no es seguro que los rendimientos serán positivos. De este modo, para maximizar el retorno neto de una inversión, el primer paso es minimizar sus costos explícitos, los cuales puedo anticipar y controlar, siendo esto mucho más simple que maximizar el retorno esperado. Por ejemplo, si ya decidí que quiero invertir en acciones de compañías grandes en Estados Unidos, ¿cuál sería la mejor manera de hacerlo desde el punto de vista de los costos?

El rol de los costos totales asociados a la inversión es fundamental. Entre mayores sean los costos totales de un fondo (explícitos más implícitos), más lento se compondrá el capital y menor será el retorno neto para el inversionista. Esto es importante: el mayor costo de este año tendrá consecuencias no solamente durante el presente año, sino que en todos los años posteriores. El costo verdadero es mayor al que se aprecia a simple vista.

Los costos altos, además, afectan sustancialmente la relación riesgo-retorno que ofrece el fondo. Como mencionamos más arriba, inversiones más riesgosas ofrecen un retorno esperado más alto para hacerlas más atractivas a ojos del inversor. No obstante, un costo total alto distorsiona esta relación, resultando en un activo riesgoso que no ofrece un retorno esperado lo suficientemente alto para quien invierte.

¿Cuál es efecto de las comisiones en la rentabilidad?

El siguiente ejemplo resulta útil para entender cuál es el efecto de las comisiones en la rentabilidad.

Supongamos que un inversionista dispone de USD 100.000 para invertir y dos instituciones ofrecen fondos similares, pero con costos totales distintos. La institución A ofrece invertir en un fondo mutuo con un costo total anual de 6%, mientras que la institución E ofrece invertir en un fondo mutuo parecido, pero con costo total anual de 0,75%.

Ambos fondos son sustitutos, invierten en acciones de EE.UU. y su rentabilidad anual esperada es 12,5% (lo cual corresponde al retorno anual promedio histórico del S&P 500 entre 1988 y 2021 si se reinvierten los dividendos).

En la Figura 1, se observan las ganancias acumuladas que obtendría un inversionista en ambos casos (invertir en la institución A y en la institución B). Pese a que invierten en los mismos instrumentos, los que obviamente tienen la misma rentabilidad, las ganancias acumuladas tras 10 años en el fondo A son de USD 74.906 y en el fondo E de USD 201.183. La diferencia en las ganancias acumuladas hasta el año 10 es, entonces, de USD 126.277. Esto se explica simplemente porque en la institución A, al tener una comisión mayor, el capital se compone a una velocidad menor. La lección es que una diferencia en costos que puede parecer pequeña crea una brecha significativa en las ganancias acumuladas: quien invierta en la institución E habrá obtenido ganancias 2,7 veces mayores.



La figura 2 muestra el tamaño total de los activos a lo largo de 10 años. En el año número 10, quien haya invertido en la institución E tendrá un ahorro total equivalente a USD 301.183, mientras que quien haya elegido la institución A tendrá un ahorro total de USD 174.906. Nuevamente la moraleja es la misma: pequeñas diferencias en costos de gestión de cartera crean grandes diferencias en los resultados de los inversionistas.



Resulta útil analizar esto observando la evolución de las comisiones. La figura 3 muestra las comisiones acumuladas a lo largo de 10 años (es decir, el total de comisiones que ha pagado el individuo hasta el año correspondiente). Al cabo de 10 años, quien invierta en la institución A habrá pagado USD 78.162 en comisiones, mientras que quien invierta en la institución E solamente USD 12.945. Esto significa que en la institución A se pagan comisiones totales 6 veces más grandes que en la institución B. Más importante aún, el costo de estas comisiones es aun mayor si consideramos que ese capital podría estar reinvirtiéndose y generando intereses compuestos. En otras palabras, existe un costo de oportunidad que el inversionista no está considerando porque hay dinero que se pierde al no componerse. El verdadero costo es mayor al que se percibe a primera vista.



Como es de esperar, la figura 4 muestra que las comisiones pagadas año a año también son sustancialmente mayores en la institución E. La comisión anual del año 10 es más de 6 veces superior en la institución A que en la Institución E.



Por último, la figura 5 muestra la razón entre las comisiones totales pagadas tras 10 años (ver figura 3) y las ganancias acumuladas tras 10 años (ver figura 2). En el fondo E, las comisiones pagadas tras 10 años representan un 6,4% de las ganancias durante el mismo período; mientras que en el fondo A, más caro, este número asciende a 104%, indicando que un inversionista, tras 10 años, habría pagado más comisiones de lo que efectivamente crecieron sus activos.



Conclusión

Un inversionista realmente debe preocuparse de maximizar el retorno neto de sus inversiones (retorno total menos costo total). Muchas personas se enfocan en el retorno total de sus activos y no consideran los costos totales (implícitos y explícitos) de sus inversiones. Los retornos son inciertos (por eso hablamos de “esperados”) y los costos son ciertos. Es decir, es un hecho que invertir tendrá un costo, mientras que no es seguro que los rendimientos serán positivos. De este modo, para maximizar el retorno neto de una inversión el primer paso es minimizar sus costos explícitos (y averiguar sobre los implícitos, para minimizarlos también).

El interés compuesto es aquel que se obtiene por la reinversión de las ganancias obtenidas previamente. Una forma de maximizarlo es minimizando el costo de invertir. En este artículo hemos analizado que una diferencia de 5,25 puntos porcentuales en las comisiones anuales genera grandes impactos en los ahorros tras 10 años.

Consulta con tu asesor financiero cuales son las estrategias de inversión que más se adecuan a tus objetivos, nivel de riesgo y horizonte de inversión. Debido a que el costo afecta la relación riesgo-retorno de los activos, puede ser que, para un mismo nivel de riesgo, fondos con un rendimiento esperado menor sean más convenientes que fondos con un rendimiento esperado mayor si es que los costos por invertir en el fondo con mayor rendimiento esperado son lo suficientemente altos.


Artículo relacionado: En tus inversiones, el costo total importa.


Avisos Legales

Este material tiene fines informativos y está destinado a ser utilizado únicamente con fines educativos e ilustrativos. No está diseñado para cubrir todos los aspectos de los mercados relevantes y no pretende ser utilizado como una guía general para invertir o como una fuente de recomendaciones de inversión específicas. No pretende ser una oferta o solicitud para la compra o venta de ningún instrumento financiero, producto o servicio de inversión. Este material no constituye una asesoría de inversión, ni sustituye dicho asesoramiento o servicios profesionales, ni debe utilizarse como base para cualquier decisión o acción que pueda afectar su negocio. Antes de tomar cualquier decisión o emprender cualquier acción que pueda afectar a su negocio, debe consultar a un asesor profesional cualificado. Al preparar este material, nos hemos basado en los datos proporcionados por terceros. La información ha sido compilada de fuentes que se consideran confiables, pero Altafid, PBC o sus filiales no hacen ninguna representación o garantía, expresa o implícita, en cuanto a su precisión, integridad o corrección. Altafid, PBC o sus filiales no garantizan que la información suministrada sea precisa, completa u oportuna, ni ofrece ninguna garantía con respecto a los resultados obtenidos de su uso. Altafid, PBC o sus filiales no tienen obligación de actualizar dicha información.

This material is for informational purposes and is intended to be used for educational and illustrative purposes only. It is not designed to cover every aspect of the relevant markets and is not intended to be used as a general guide to investing or as a source of any specific investment recommendation. It is not intended as an offer or solicitation for the purchase or sale of any financial instrument, investment product or service. This material does not constitute investment advice, nor is it a substitute for such professional advice or services, nor should it be used as a basis for any decision or action that may affect your business. Before making any decision or taking any action that may affect your business, you should consult a qualified professional adviser. In preparing this material we have relied upon data supplied to us by third parties. The information has been compiled from sources believed to be reliable, but no representation or warranty, express or implied, is made by Altafid, PBC or its affiliates, as to its accuracy, completeness or correctness. Altafid, PBC or its affiliates do not guarantee that the information supplied is accurate, complete, or timely, or make any warranties with regard to the results obtained from its use. Altafid, PBC or its affiliates have no obligations to update any such information.

 Austin, USA
13215 Bee Cave Pkwy, Ste. A240,
Austin, TX 78738
 Santiago, Chile
Rosario Norte 555, oficina 1604,
Las Condes

Members of:

This property and any marketing on the property are provided by Altafid and their affiliates.
Investment advisory services are provided by Innealta Capital, LLC, an investment adviser registered with the SEC. Please be aware that registration with the SEC does not in any way constitute an endorsement by the SEC of an investment adviser’s skill or expertise. Further, registration does not imply or guarantee that a registered adviser has achieved a certain level of skill, competency, sophistication, expertise or training in providing advisory services to its advisory clients.
Brokerage services for our advisory clients can be provided by Charles Schwab & Co., Inc. , Apex Clearing Corporation and Pershing LLC, each a SEC-registered broker-dealer and member of FINRA/SIPC. These broker-dealers are not affiliated with Altafid or its affiliates.
Please consider your objectives before investing. A diversified portfolio does not ensure a profit or protect against a loss. Past performance does not guarantee future results. Investment outcomes, simulations, and projections are forward-looking statements and hypothetical in nature. Neither this website nor any of its contents shall constitute an offer, solicitation, or advice to buy or sell securities in any jurisdictions where Innealta Capital, LLC is not registered. Any information provided prior to opening an advisory account is on the basis that it will not constitute investment advice and that we are not a fiduciary to any person by reason of providing such information.
Any descriptions involving investment process, portfolio construction or characteristics, investment strategies, research methodology or analysis, statistical analysis, goals, risk management are preliminary, provided for illustration purposes only, and are not complete and will not apply in all situations. The content herein may be changed at any time in our discretion . Performance targets or objectives should not be relied upon as an indication of actual or projected future performance.
Investment products and investments in securities are: NOT FDIC INSURED • NOT A DEPOSIT OR OTHER OBLIGATION OF,OR GUARANTEED BY A BANK • SUBJECT TO INVESTMENT RISKS, INCLUDING POSSIBLE LOSS OF THE PRINCIPAL AMOUNT INVESTED. Investing in securities involves risks, and there is always the potential of losing money when you invest in securities including possible loss of the principal amount invested. Before investing, consider your investment objectives and our fees and expenses. Our internet-based advisory services are designed to assist clients in achieving discrete financial goals. They are not intended to provide tax advice, nor financial planning with respect to every aspect of a client’s financial situation, and do not incorporate specific investments that clients hold elsewhere. Prospective and current clients should consult their own tax and legal advisers and financial planners. For more details, see links above to CRS (Part 3 of Form ADV) for natural person clients; Part 2A and 2B of Form ADV for all clients regarding important disclosures.
The IN logo is a registered trademark of LinkedIn Corporation and its affiliates.
©2023 All rights reserved. 1095-INN-06/23/2022